Adquisición de imágenes

Una vez colocado el marco, se procede a la adquisición de imágenes mediante una resonancia magnética, TAC o angiografía.

La adquisición de imágenes es necesaria para determinar el tamaño, la forma y la ubicación del objetivo a tratar en el cerebro.

Durante la adquisición de imágenes, se coloca una caja de coordenadas en el marco, a fin de obtener puntos de referencia en las imágenes para la planificación del tratamiento.

La caja se retira una vez tomadas las imágenes necesarias.